“Escuela de defensorxs territoriales: gestión comunitaria de los bienes comunes para la construcción de horizontes ecosociales” organizada por la Fundación Rosa Luxemburgo (FRL) en coordinación con RAOM (Red de Agricultura Orgánica de Misiones) se realizó por primera vez en la provincia de Misiones (Argentina) del 28 al 30 de julio, con el objetivo de poner en común los debates sobre el acaparamiento de los bienes comunes y articular estrategias comunitarias de defensa en los territorios y las transiciones ecosociales del Sur Global. 

Militantes y activistas de las organizaciones sociales, culturales, políticas, ambientalistas, indígenas y productivas -aliadas de la FRL- participaron de este espacio de formación que permitió el intercambio, apuntando a potenciar las experiencias de las comunidades y territorios, y reflexionando sobre el agua, los montes y las semillas.

En la semana continental de las semillas nativas y criollas, bajo el lema “Somos Semilla y desde los territorios defendemos y multiplicamos la vida”, se celebró una nueva edición de la Feria Provincial de Semillas Nativas y Criollas, en la ciudad de Capioví. Más de mil personas participaron el día del evento que reunió a agricultorxs, profesionales, artistas (plásticos, músicxs, escritores, bailarines), docentes, estudiantes, todxs alrededor de ellas: las semillas nativas y criollas, que vienen siendo resguardadas por guardianes y guardianas que conocen su inconmensurable valor.

La organización de la Feria Provincial nace desde abajo, desde la tierra, como la misma semilla. Es el resultado de acciones horizontales y democráticas de organizaciones, colectivos y activistas que durante meses vienen planificando las acciones. Pero además se han realizado una multiplicidad de actividades (conversatorios, seminarios, webinarios, ferias municipales, canastas viajeras) que apuntalaron lo que culminaría en esta gran celebración colectiva.

 

La Fundación Rosa Luxemburgo – oficinas de Buenos Aires y Sao Paulo elaboraron el Atlas de los Sistemas Alimentarios del Cono Sur. El material, se construyó a partir de la escucha activa de los movimientos populares y campesinos del Cono Sur. El documento presenta no sólo un diagnóstico de la crisis alimentaria en la región, sino también alternativas para superarla en manos de los movimientos populares.

 

 

¿Cuál es el desafío de los movimientos campesinos (en su país) en contexto de la crisis alimentaria?

Durante los días 28 y 29 de julio de 2022, en la ciudad de Eldorado, Misiones, se llevó adelante la «Escuela de Defensorxs Territoriales: Gestión comunitaria de los bienes comunes para la construcción de horizontes ecosociales» junto a referentes e integrantes de organizaciones sociales, campesinas e indígenas de Argentina, Brasil, Chile y Paraguay para poner en común la situación de los conflictos territoriales y sus experiencias de resistencia en torno a la defensa de la vida.

 

Este encuentro fue una iniciativa de la Fundación Rosa Luxemburgo en articulación de la Red de Agricultura Orgánica de Misiones (RAOM), en el que guardianxs de los montes, del agua y de las semillas, se encontraron para analizar y denunciar la hiperfinanciarización de la naturaleza y la concentración de los bienes comunes en manos de las corporaciones, y a la vez, mostrar y compartir las experiencias de defensa como el uso de las tecnologías populares y comunitarias para la conservación del agua, las luchas por la defensa de la tierra y de los montes, las prácticas agroecológicas promovidas por los movimientos campesinos y los espacios de gestión y resguardo de nuestras semillas nativas y criollas.

 

El cierre de la Escuela se dio en el marco de la celebración del 25 aniversario de la Feria Provincial de Semillas en la localidad de Capiovi.

 

En el siguiente cuadernillo compartimos entrevistas realizadas aEnso Ortt, de RAOM – Argentina, Roberta Coimbra, del MST – Brasil, Gilberto Schneider, de MPA – Brasil, Cony Oviedo, de Conamuri – Paraguay, Lucio Cuenca, de OLCA – Chile. 

 

Las entrevistas fueron realizadas por Camila Parodi, Bettina Kirchhofer, Juan Errico, Mati Ames, Hernán Navarrete, Iñaki Echeverría, Laura Vanesa Reyes.

 

Diseño de cuadernillo por Lucía Fernández Ares.

 

 

Descarga aquí.

 

Compartimos la cartilla informativa «Mercado de Carbono»  utilizada para la discusión y puesta en común en la Escuela de Defensorxs Territoriales «Gestión comunitatia de los bienes comunes para la construcción de horizontes ecosociales» llevada a cabo en El Dorado, Misiones, en julio de 2022.

 

 

Descarga aquí.

Lucio Cuenca es director de OLCA, una organización socioambiental de Chile que tiene más de 20 años de trayectoria abordando la dimensión social de la problemática ambiental. Desde esta perspectiva, para Lucio, los conflictos son entendidos como “una manifestación de las tensiones que ocurren en la sociedad respecto a la relación y al manejo con la naturaleza y con el medio ambiente pero también con el sistema económico que ha imperado en Chile en los últimos 30 años”. En ese sentido, desde OLCA parten de los conflictos como un proceso de aprendizaje para “la construcción de alternativas al modelo actual” sostiene.

 

“Nosotros hemos empujado la crítica al modelo pero también recoger las experiencias de alternativas y la articulación de los movimientos, editoriales socioambientales, pueblos indígenas y campesinos” explica el director de OLCA. Desde la organización, integran el el movimiento por el agua y los territorios de Chile que reúne a diversas organizaciones a lo largo del país siendo Lucio Cuenca uno de sus voceros. Hablamos con él durante la “Escuela de Defensoras”, un encuentro de organizaciones campesinas, indígenas y socioambientales para analizar la situación de los territorios del cono sur y donde, el agua y su defensa fue uno de los ejes principales.

¿Qué significa para OLCA que el agua ocupe un lugar central en el proceso constituyente de Chile?

Porque simboliza la recuperación del bien común en el texto constitucional. El agua es el elemento de la naturaleza que ha estado al centro de la explotación neoliberal del extractivismo agroexportador, forestal y minero. Fue privatizada en tiempos de dictadura y con la posibilidad de que en este proceso se desprivatiza establece las condiciones para que pase de ser una mercancía a un bien natural común inapropiable. En esas condiciones, queda establecido en el texto constitucional y eso remece profundamente en el conjunto de la vida del país porque limita a futuro la expansión minera, limita, la expansión forestal, el agronegocio y recupera una cuestión esencial donde la naturaleza, el medio ambiente y las comunidades se incorporan como un tema transversal.

¿Quiénes se resisten a este proceso?

Hoy en día es un tema sensible para los sectores que quieren mantener el status económico que intentan, justamente, mantener el régimen de propiedad y de gestión del agua privatizada. Entonces creo que por ese motivo es un tema tan central e importante.

Durante el 2021 desde OLCA denunciaron la privatización del agua a través de su establecimiento como materia prima en la Bolsa de Valores ¿Qué significa para el Observatorio esta decisión?

Es la expresión máxima de la mercantilización. De que un bien natural, en este caso, esté pasando a ser regido y gestionado por las reglas de la Bolsa de Comercio. Eso, de alguna manera, busca consolidar el régimen de privatización y de mercantilización del agua. Pero también lo analizamos desde una perspectiva global, porque acá no sólo hay apropiación del agua y privatización en el territorio nacional  sino que, también, ya trasciende la frontera y entra al mercado de lo global por la vía que muchos de los productos, por ejemplo agrícola que se cultivan y exportan en Chile y terminan siendo consumidos en Europa, China o Estados Unidos son grandes cantidades de agua que se están exportando. 

 ¿Cómo se relaciona con el actual proceso de transición energética?

El agua se transforma en un elemento esencial para las supuestas nuevas tecnologías que enfrentan la crisis climática. Por ejemplo, para el hidrógeno verde se necesita agua ya que se quiere reemplazar hidrocarburos con hidrógeno verde. Una tecnología que no está al servicio de nuestros pueblos sino de Europa en este caso porque ya están en una profunda crisis hídrica. La tecnología del hidrógeno verde que permite trasladar energía desde el sol y los vientos de nuestro territorio y a partir del agua es consumida en Europa y por las grandes economías y centros de consumo. Entonces no podemos entender el enfrentamiento de estos problemas sin ver que estamos sujetos a una cantidad de condicionamientos del mercado global, que se nos ha impuesto. Entonces allí hay una necesidad de formalizar estos mercados que, entre otras cosas, tiene que ver con las bolsas donde se pudiera negociar esta apropiación del agua. 

En el caso de Chile, al ser un régimen ultra privatizado del agua, ya existe un mercado del agua, pero es informal, no se regula, se dejó al mercado que funcione y que supuestamente gestione el agua. Son sobre nuestros bienes comunes entonces son temas relacionados que, a nivel de conflicto territorial, pueden tener una expresión específica pero tienen relaciones con este conjunto de sistemas que trata de controlar, a partir del mercado, el destino de nuestras comunidades, pueblos y territorios donde habitamos.  

¿Ven una continuidad de este modelo con el actual gobierno de Boric o hay cambios desde entonces?

En Chile estamos en un punto histórico de transición del neoliberalismo a una sociedad democrática y que se hace cargo de distintos componentes de la crisis que estamos viviendo. Una crisis que es política, ecológica, social, de desigualdad y sin duda el gobierno de Boric es es parte de esa transición. Lo que uno puede ver a cinco meses de iniciado el gobierno es que hay ciertas inercias que se mantienen. En lo que respecta a las políticas relativas a energía y a la inserción de Chile en la economía global es que se mantiene. Pero estamos a las puertas de un plebiscito donde se va a aprobar una nueva Constitución que, de alguna manera, le impone al gobierno de Boric un programa distinto. El programa de implementación de la nueva Constitución tiene estos componentes de recuperación de los bienes comunes naturales, por ejemplo, que van a tener que ser producto de la política que se ejerza en el próximo tiempo. 

Pero, además, el gobierno de Boric tiene que dar respuesta a demandas comprometidas en su programa que tiene que ver con el cambio de sistema de pensiones, con un sistema universal de salud, con condonar deuda, que los estudiantes de educación superior que han sido obligadamente metidos en un sistema mercantil de educación sean resarcidos. Hay cuestiones que son la esencia de su programa que todavía no se puede revelar si se van a cumplir o no, porque estamos cercanos al inicio del gobierno. 

En materia económica, lamentablemente uno puede observar que hay inercias, que todavía no se rompen con el modelo heredado de los gobiernos anteriores, particularmente el de Piñera. Para poner un ejemplo, en el caso que tiene que ver con el agua, la energía y la transición socioecológica, el tema del hidrógeno verde fue una política impulsada por el gobierno de Piñera con un fuerte apoyo de países europeos y de grandes consorcios transnacionales. 

El gobierno de Boric lo toma y pretende seguir impulsando y eso genera mucha presión a los territorios porque se requiere mucha agua para la generación del hidrógeno verde e incluso se requiere también de mucha extensión de terreno para la energía renovable. Las condiciones ecológicas son muy frágiles y hay una contradicción de declararse gobierno ecológico con ciertas decisiones que se están manteniendo, quizás todavía es muy temprano para tener una última palabra sobre el destino de Chile en manos de este gobierno. Pero por lo menos se pueden observar estas tendencias que uno las ve con un sentido más crítico se mantienen hasta ahora.

¿Qué significa para OLCA el agua?

El agua es parte de un conjunto bienes de la naturaleza, incluídas las comunidades humanas y es esencial para el conjunto de las vidas. Por lo tanto, su gestión y mercantilización como ha sido el caso de Chile. nos ha puesto en situaciones extremas de precariedad para las condiciones de vida a nivel social pero también para la reproducción de la vida en los distintos territorios. La mercantilización es entender el agua como propiedad privada, como algo que queda entregado al mercado y el mercado no tiene sensibilidad ecológica, ni por la vida, ni por los derechos humanos, ni por los derechos de la naturaleza. Y eso ha significado que el agua se concentre en propiedad, en manos de grandes empresas transnacionales que son hoy los dueños del agua. En Chile las grandes empresas mineras, del agronegocio, del negocio del agua potable y del saneamiento a nivel internacional han puesto en riesgo a muchas comunidades y muchos territorios. Hoy día más del 50% de las comunas en Chile están declaradas en escasez hídrica, hay muchos ríos que se han declarado agotados, es decir que no van a volver a tener agua después de la sobreexplotación que se ha generado con la minería en nuestro país.

Los glaciares son testigos de la evolución del planeta en estas latitudes del mundo pero también son parte del ciclo del agua. Destruir glaciares en un contexto de crisis climática es un crimen contra la humanidad y eso se está haciendo en Chile. Entonces el llamado es a volver a tomar conciencia de que hay elementos de la naturaleza esenciales para el conjunto de la vida que no pueden estar en manos de la mercantilización del negocio de la utilidad privada. Tienen que volver a tener un estatus en el campo de lo público, del bien común, de los elementos de la naturaleza y es la esperanza que tenemos en Chile con la nueva Constitución que define el agua como un bien común natural inapropiable que no puede mercantilizar ni comercializarse. Y que, por lo tanto, tiene que ser gestionada de otra manera. 

La nueva Constitución también reconoce e impulsa la gestión comunitaria del agua. Entonces, hay aspectos de nuestras aspiraciones de un paradigma del bien común que queremos. Y en eso, los movimientos sociales, campesinos, urbanos, ecologistas y socioambientales tienen un rol muy importante aquí. Estamos en el punto de quiebre de la historia de nuestro país para salir del neoliberalismo. La Constitución no nos garantiza salir del neoliberalismo pero nos entrega las herramientas básicas para iniciar ese camino. Eso es lo que queremos hacer, fundamentalmente, con las consideraciones que tiene la situación del agua en la nueva Constitución.

Las oficinas en América Latina de la Fundación Rosa Luxemburgo, en conjunto con el programa regional de Clima, impulsamos desde hace varios años la Red de Energía y Poder Popular en América Latina, un espacio de articulación política e intercambio de saberes que busca profundizar en el análisis del sistema energético en la región y debatir la geopolítica de la transición corporativa retomando algunos casos clave para la comprensión de los programas impulsados desde el Norte Global. Asimismo, promovemos diálogos multisectoriales en torno a la caracterización conjunta de las políticas necesarias para el desarrollo de una transición con justicia ecosocial desde el Sur Global.

Este año retomamos los debates que han surgido en el espacio de la Red para ponerlos de relieve con las nuevas coyunturas en América Latina y el mundo. Vemos con preocupación cómo la transición energética del Norte Global sigue imponiendo narrativas y políticas que nos llevarán a profundizar el modelo energético colonial y la devastación de los territorios en nuestros sures. Además, la aceleración de la producción post pandemia y el escenario del conflicto en Ucrania agravan la disputa por el control de los territorios y los bienes comunes en las periferias, por lo que es importante seguir construyendo horizontes conjuntos que apuntalen las propuestas y críticas concretas que hemos construido en este espacio latinoamericano.

Partiendo de esta caracterización, en agosto daremos comienzo a un Ciclo de encuentros virtuales en conjunto con organizaciones de diferentes países de la región, para promover debates, reflexiones y procesos de incidencia en relación a los proyectos ligados a la explotación del litio y minerales necesarios para la transición. También abordaremos el hidrógeno como alternativa energética y la proliferación de mega proyectos de energías renovables que tienen lugar en nuestros países. Buscaremos poner en diálogo los puntos más críticos que desde cada región se perfilan sobre estos temas, y debatirlos en el marco de las falsas soluciones a la crisis climática que se materializan, entre otras cosas, en políticas neocoloniales, despojo y megaproyectos de generación de energía asentados en el Sur Global. 

 La incidencia corporativa de estos proyectos en nuestros territorios y las políticas públicas que se construyen para facilitar su desarrollo, nos remiten a las preguntas ¿para qué y para quién se piensa y se ejecuta la transición energética en América Latina? 

Construir respuestas y acciones colectivas para visibilizar las falsas soluciones al contexto de crisis climática y energética, y promover alternativas reales y posibles en procesos de articulación regional, es nuestro desafío.

Accede al evento de Facebook aquí. 

****

Ciclo de encuentros virtuales

La Fundación Rosa Luxemburgo y la Red de Energía y Poder Popular les invitamos al ciclo de encuentros virtuales: Propuestas para sortear las falsas soluciones a la crisis climática.

En medio de una disputa geopolítica global por el control de los bienes comunes, vemos con preocupación cómo la propuesta de la transición energética del Norte Global sigue imponiendo narrativas y políticas que apuntan a profundizar el modelo energético colonial y la devastación de territorios. Al mismo tiempo, el Sur Global se mantiene como un espacio clave y en disputa para la realización de estas políticas. 

Desde la Red de Energía y Poder Popular en América Latina proponemos una serie de debates que nos lleven a construir respuestas colectivas a las falsas soluciones frente a la crisis climática y energética, así como la promoción de alternativas posibles y procesos de articulación regional.

 

*****

Primera sesión: Litio y minerales de la transición en América Latina

En este primer encuentro intercambiaremos sobre los alcances y proyecciones del escenario litífero de creciente corporativización en América Latina. Nos guiaremos por las preguntas ¿es posible pensar al litio en el marco de proyectos de transiciones populares en la región? ¿Por qué hoy el litio se presenta como una “falsa solución” para abordar la crisis climática y las transiciones energéticas populares? De igual forma, ahondaremos en los debates sobre sobre el rol de lo público en la construcción de alternativas populares para América Latina.

Participaron: 

Alicia Chalabe (Abogada de Pueblos Indígenas – Argentina)
Aleida Azamar Alonso (Investigadora de la Universidad Autónoma Metropolitana- México)
Bruno Fornillo (Investigador Conicet-Grupo de Geopolítica y Bienes Comunes – Argentina)
Lucio Cuenca (Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales-OLCA-Chile)
Moderó: Sandra Rátiva Gaona (ONERGIA- México)

 

*****

Segunda sesión: Hidrógeno, ¿el nuevo vector energético? 

En este encuentro vamos analizar las implicaciones territoriales y geopolíticas en torno a las políticas y proyectos de hidrógeno en América Latina. A partir de los debates en torno a la transición energética justa, nuestro objetivo es analizar y debatir las siguientes cuestiones: ¿Es el hidrógeno una alternativa para descarbonizar las matrices energéticas o supone una refosilización? ¿Cuáles son los principales actores y los intereses involucrados en los planes de producir y exportar hidrógeno desde América Latina? También vamos contemplar los debates acerca de los impactos socioambientales generados y/o intensificados por el avance de estos proyectos, así como las alternativas populares.

Participaron:

Vilma Mellado (Presidenta Comunidad El Ciruelo Sur, Vocera Coordinadora SocioAmbiental Biobío- Chile)
Álvaro Pardo (Economista, Coordinador del empalme del Pacto Histórico para el sector de minas y energía – Colombia)
Julien Armijo (Físico, Consultor especialista en Hidrogeno Verde – Francia)
Moderó: Sandra Rátiva Gaona (ONERGIA- México)

 

*****

Sesión 3: ¿Son las renovables una solución a la crisis energética? Escenarios y propuestas en América Latina.

Para sortear las falsas soluciones a la crisis climática es necesario superar ciertos paradigmas como el crecimiento indefinido y el dominio de la Sociedad sobre la Naturaleza. En esta última sesión analizaremos los planes hegemónicos que pretenden abordar la crisis climática global sin cuestionar el modelo de acumulación y el carácter colonial y extractivista del modelo energético de las renovables. Por otra parte, ahondaremos en las coyunturas latinoamericanas desde donde se gestan alternativas para una transformación socioecológica popular, feminista y anticolonial, en medio de la disputa por la resignificación de lo público.

La Fundación Rosa Luxemburgo – oficinas de Buenos Aires y Sao Paulo, y Anamuri lanzan el Atlas de los Sistemas Alimentarios del Cono Sur.

El Atlas se construyó a partir de la escucha activa de los movimientos populares y campesinos del Cono Sur. El documento presenta no sólo un diagnóstico de la crisis alimentaria en la región, sino también alternativas para superarla en manos de los movimientos populares.

 

Argentina, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay comparten una realidad contradictoria: aunque tienen condiciones favorables para la producción campesina, no pueden alimentar a sus poblaciones de forma adecuada y saludable.

El punto de partida de este trabajo son las experiencias históricas de resistencia y las diversas prácticas de solidaridad fortalecidas durante la pandemia.

 

Es un conjunto de iniciativas que apuntan a otro modelo de organización social, garantizando la soberanía alimentaria de los pueblos de la región.

 

 

 

Pueden descargar el Atlas aquí. 

La Fundación Rosa Luxemburgo – oficinas de Buenos Aires y Sao Paulo, y Anamuri lanzan el 22/07 el Atlas de los Sistemas Alimentarios del Cono Sur. El acto se celebrará a las 10.00 horas en el Museo de la Educación Gabriela Mistral, Compañía de Jesús 3150, en Santiago de Chile.

El Atlas se construyó a partir de la escucha activa de los movimientos populares y campesinos del Cono Sur. El documento presenta no sólo un diagnóstico de la crisis alimentaria en la región, sino también alternativas para superarla en manos de los movimientos populares.

Argentina, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay comparten una realidad contradictoria: aunque tienen condiciones favorables para la producción campesina, no pueden alimentar a sus poblaciones de forma adecuada y saludable.

El punto de partida de este trabajo son las experiencias históricas de resistencia y las diversas prácticas de solidaridad fortalecidas durante la pandemia.

Es un conjunto de iniciativas que apuntan a otro modelo de organización social, garantizando la soberanía alimentaria de los pueblos de la región.

El Atlas se presentará en un espacio de debate y reflexión sobre la situación del acceso a los alimentos en la región más austral de América. En esta ocasión, se distribuirán copias del documento para que los presentes puedan llevárselo a sus lugares de trabajo o a su militancia.

Participar en la presentación:

Alicia Muñoz (Anamuri)
Francisca Rodríguez (Anamuri)
Camila Montecinos (Anamuri)
Anderson Amaro (Movimiento de Pequeños Agricultores / Vía Campesina Brasil – Cloc)
Severino Ramos (Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra – MST)
Sarah Zevaco (Base-Is Paraguay)
Diego Montón (Movimiento Nacional Campesino Indígena – Somos Tierra de Argentina)
Matías Carámbula (Universidad de la República de Uruguay)
Patricia Lizarraga (FRL Argentina) y Jorge Pereira Filho (FRL Brasil)

 

Si te interesa participar inscribite en el siguiente link:
Link: https://forms.gle/3F2nzWASEgkc3Y5y6

 

 

Pueden descargar el Atlas aquí.

Evento 1: Repensar la Agricultura: Desintoxicando nuestra Alimentación y nuestra Agricultura

¿Por qué se requiere el uso de agrotóxicos en la agricultura? En este evento se analizará el modelo de la agricultura industrial basada en el uso de insumos químicos como los fertilizantes artificiales y los agrotóxicos. En contraposición se mostrará que existen prácticas agrícolas alternativas en todo el mundo. ¿Cómo podría transitarse a una agricultura sin plaguicidas y con qué implicaciones productivas y económicas?  ¿Cuáles son estas alternativas y de qué manera podrían replicarse en comunidades
agrícolas de gran alcance?

Ponentes:
Paul John Dizon – Nagkahiusang Mamumuo sa Suyafa Farm (NAMASUFA), Trabajadores Agrícolas Unidos de la Granja, Filipinas
Santiago Sarandón -Sociedad Argentina de Agroecología (SAAE) y Universidad Nacional de la Plata (UNLP), Argentina
Angelika Hilbeck – ETH Zürich, Suiza
Dinesh Abrol – All India Peoples Science Network (AIPSN), India

Moderación:
Refiloe Joala – Fundación Rosa Luxemburgo Sudáfrica
Patricia Lizarraga – Fundación Rosa Luxemburgo Cono Sur

*****

Evento 2: Los costos humanos y medioambientales del uso de agrotóxicos

Los gigantes de los agrotóxicos mantienen una narrativa científica particular y reducida sobre los impactos de los agrotóxicos, posicionada gracias a una fuerte inversión en publicidad. Sin embargo, las personas en los territorios ven y experimentan sus impactos de distintas formas. Este evento presenta y analiza los impactos de los agrotóxicos en la salud humana y el medio ambiente, a partir de experiencias desde el territorio y con un enfoque especial en las vivencias de las mujeres. ¿Cuáles son los efectos reales de los agrotóxicos y quiénes son las víctimas directas de su uso? ¿Cómo podemos desafiar la narrativa hegemónica que minimiza los impactos de los agrotóxicos en la salud y amplificar las voces de las personas afectadas?

Miércoles 8 de junio a las 9 am (Arg)

Ponentes:
Damian Verseñazzi – Director del Instituto de Salud Socioambiental (INSAA) de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de Rosario, Argentina
Colette Solomon – Women on Farms Project, Sudáfrica
Nining Elitos – Kongres Aliansi Serikat Buruh Indonesia (KASBI), Indonesia

Moderación:
Ayi Kaario – Ayi Kaario, Fundación Rosa Luxemburgo Sudeste Asiático

 

****

Evento 3: Regulaciones insuficientes y doble Estándar en el sector de los agrotóxicos

A la fecha, sólo alrededor del 3,3 % de los componentes activos de los agrotóxicos utilizados y comercializados en todo el mundo están sujetos a una normativa vinculante. Diversas regulaciones en distintos países permiten a las empresas vender sus productos a países con normativas más débiles si, por ejemplo, dejan de estar permitidos en la Unión Europea.
Casi el 60 % de los agrotóxicos altamente peligrosos se venden en «países en desarrollo y emergentes».
¿Por qué los plaguicidas y los componentes activos prohibidos en ciertas partes del mundo se siguen vendiendo en otras? Este conversatorio analizará el régimen de regulación de los agrotóxicos en diferentes regiones del mundo. ¿Qué acuerdos importantes existen actualmente para regular el comercio y el uso de agrotóxicos? ¿Cómo puede organizarse la gente y hacer campaña por una normativa justa?

Miércoles 6 de julio a las 9 am (Arg)

Ponentes:
Lis García – BASE-IS, Paraguay
Sarojeni Rengam – Red de Acción contra los Plaguicidas en Asia y el Pacífico (PAN-AP), Malasia
Lena Luig – INKOTA, Alemania
Campaña Permanente contra los Agrotóxicos y por la Vida, Brasil

Moderación:
Jan Urhahn – Fundación Rosa Luxemburgo Sudáfrica
Tauqueer al Sabri – Fundación Rosa Luxemburgo del Sudeste Asiático

Requiere inscripción previa en: https://us06web.zoom.us/webinar/register/WN_EhD-B1qmSR2jL2uCkTJDFQ

 

Compartimos esta serie audiovisual realizada en Sudáfrica que rescata experiencias, saberes y amenazas en torno al resguardo y conservación de semillas en esa región. Pero sobre todo, la inmensa centralidad de las semillas para las comunidades en todo el mundo.


La cultura

«La semilla no es sólo nuestro sustento. La semilla es nuestra cultura, nuestro patrimonio, nuestras historias y el conocimiento que se transmite de generación en generación».

Escucha a Mary Sakala mientras explica su relación con las semillas y la importancia de resistirse a la dependencia y mantener la autosuficiencia.

Apoyemos a los agricultores en su lucha por la soberanía sobre sus semillas, tierras y sistemas alimentarios.


Defender nuestras semillas

«Poco a poco, pero con seguridad, estamos volviendo a la esclavitud de las semillas». «Somos nosotros, como agricultores, como campesinos, los que debemos levantarnos con la misma voz: ayudar a nuestro gobierno para que reconozca la importancia de estas semillas autóctonas». – Lavety Munyimbiri Mulanj

Las semillas son nuestro derecho de nacimiento, que entrelaza nuestra cultura, resistencia, poder y comunidad. Hoy, este derecho está amenazado. Las empresas están despojando a los agricultores africanos de su capacidad de guardar, vender e intercambiar sus semillas.


Sembrando agroecología

Las soluciones a los problemas de nuestro sistema alimentario ya existen desde hace miles de años. Las prácticas agrícolas tradicionales de los agricultores -como la agroecología- favorecen el medio ambiente, son más saludables para todos los implicados y producen rendimientos comparables a los de la agricultura industrial (e incluso mayores en condiciones climáticas extremas).

Debemos apoyar a los agricultores y luchar por su soberanía sobre sus semillas, sus tierras y sus sistemas alimentarios.


Un derecho de nacimiento


Una canción de semillas